Textos y propuestas para reflexionar temas cristianos con alumnos de ESO y Bach

ReflexionarReflexionar es algo que no hacemos con frecuencia. En nuestro mundo acelerado, muchas veces necesitamos parar para tomar consciencia de lo que hacemos porque es reflejo de lo que somos. Reflexionar es uno de los regalos más grandes que permiten las clases de Religión Católica. Reflexionar no es algo que nuestros alumnos hagan a menudo, no porque no quieran, sino porque en muchas ocasiones no saben.

Ofrecemos una serie de textos y actividades para poder reflexionar con los alumnos sobre cuestiones centrales de la fe Católica que en estos días previos a Semana Santa nos pueden ayudar a completar aspectos que pueden escaparse del currículum.

 

00. En el camino de la vida

La vida es un camino que se va desarrollando día a a día. El camino del hombre puede estrecharse, tomar atajos o derroteros, vadear peligros o subir cuestas, puede llegar a la meta o conducir al fracaso.

Para todo caminante es algo fundamental saber de donde se viene, a donde se quiere llegar y por donde se debe pasar. La ruta es una novedosa aventura pero, al mismo tiempo, debe ser preparada y prevista. Reflexionar ayuda mucho. Una ruta bien programada ahorra dificultades, aligera el paso y conduce a buen término.

En el camino de la vida, los ideales, las propias capacidades, los condicionamientos en que se encuentra sumergida la persona, los esfuerzos… forjan un proyecto de vida, una ruta bien programada, que conduce hasta la meta.

El proyecto de vida conoce el punto de partida, las propias capacidades y limitaciones; tiene clara la meta que se quiere alcanzar; opta por unos ideales y principios que alimentan la marcha; establece unas direcciones y unos medios que ayudan a avanzar y determina un ritmo y unas etapas que evitan el agotamiento y ayudan a valorar el trayecto recorrido y el que queda por hacer.

Primero y fundamental —tras saber quién soy y de dónde vengo— es saber qué quiero ser y hacer, qué busco en la vida, qué ideales me propongo, dónde quiero llegar, qué meta deseo alcanzar… e irme enamorando de todo ello.Piensa que el que se enamora de la montaña… ¡Cuantos esfuerzos hace por llegar a ella!

Imagina, por ejemplo, que uno se va enamorando cada vez más de Jesús, de su forma de vida. Este amor a un ideal da alas al caminante; hace que se sienta atraído por él como el imán atrae al hierro. Sera este amor al ideal (Cristo) lo que dé sentido a los sacrificios y renuncias del camino del creyente… ¿Cuál es tu proyecto de vida? ¿Qué papel juega la fe en todo ello?

 

Otros textos y actividades para reflexionar

01. La fe cristiana (Descárgatelo AQUÍ)
02. El compromiso social de los cristianos (Descárgatelo AQUÍ)
03. Los humanismos contemporáneos (Descárgatelo AQUÍ)
04. El humanismo cristiano (Descárgatelo AQUÍ)
05. La fe en el ámbito de la ciencia y de la técnica (Descárgatelo AQUÍ)
06. Expresiones religiosas en la cultura de los pueblos (Descárgatelo AQUÍ)