La fe de los superhéroes – Una lectura “superfuerte”

superhéroesLos recientes estrenos de cine de superhéroes nos hacen pensar y reflexionar. ¿Son los superhéroes los nuevos santos? Quizá suene un poco extraño, pero, a veces, cuando la religión ha ido perdiendo su fuerza como donadora de sentido en esta sociedad líquida en la que habitamos, otros han venido a ocupar su lugar. La idea del bien, del sacrificarse por los demás y de la entrega de la propia vida, elementos inherentes en el cristianismo, se enfundan en trajes ajustados con capas y siguen atrayendo a personas que buscan historias que den sentido a la vida. Nos acercamos a un libro que trata de dialogar con estos dos aspectos: fe y superhéroes. Una oportunidad para hacer más cercano el mensaje cristiano a los alumnos de Religión Católica.

Ficha técnica

  • Autor: Greg Garrett (más…)
  • Género: Pastoral
  • Temas: Cultura actual, lo religioso en la sociedad, superación personal, desarrollo, moral, mal, Dios, Jesucristo.
  • Editorial: SAL TERRAE
  • Colección: Pastoral
  • Edición: 1 (15 de septiembre de 2009)
  • Páginas: 199

 

Valoración crítica

“Spiderman. Batman. La Patrulla X (X-Men). Los Cuatro Fantásticos… Los libros de cómics y los personajes que estos han creado se han convertido en la mitología del siglo XXI. Greg Garrett nos ayuda a vislumbrar la gran profundidad que podemos encontrar en el mundo del papel satinado, en el mundo de la acción trepidante y a menudo violenta que representan los cómics y las novelas gráficas, así como las películas inspiradas en ellos. La fe de los superhéroes nos proporciona un amplio estudio sobre algunos de los más queridos héroes del cómic y concluye con un apéndice de veinticinco cómics y novelas gráficas para el debate sobre la espiritualidad en estos relatos gráficos. Las cuestiones religiosas, contra lo que afirman algunos, no son un vestigio del pasado ni restos de una mentalidad tradicional… La fe sigue siendo hoy motivo de preguntas, búsquedas y respuestas. Es preciso aprender a dialogar con la cultura contemporánea para encontrar en ella la dimensión religiosa, mucho más presente de lo que a simple vista podría parecer; para aprender a ver cómo muchas historias, personajes, relatos y propuestas apuntan hacia la fe como algo esencial en las vidas.”  (De la contraportada del libro)

 

El fenómeno de los superhéroes: “tíos que vuelan” con mallas ajustadas, cuerpos tremendos pero sobre todo con una moral férrea, ha ido remozándose con los años desde que en la década de finales de los años 30 del siglo pasado se comenzaran a publicar las aventuras de estos personajes que luchaban con un planteamiento moral en blanco y negro contra el mal en todas sus manifestaciones, ayudando a niños, adolescentes y jóvenes a completar una formación que estaba acorde con lo que se vivía en casa, en la escuela y en la sociedad.

Las personas de “treintaytantos” o “veintimuchos” han crecido con estos superhéroes, primero en cómic, pero con el estreno en la gran pantalla de Superman en los años 80 se han hecho compañeros de celuloide y con más o menos acierto han ido apareciendo en series, películas y demás merchandising a lo largo de los años.

En estos últimos años, con mejores efectos especiales y con historias cada vez más profundas envueltas en un traje de tortas, explosiones y amenazas extraplanetarias, los superhéroes se han vuelto a lanzar al mundo para enseñarnos de nuevo una moral sólida en tiempos líquidos donde todo parece valer. El mismo L’Osservatore Romano, Periódico Vaticano, se ha preguntado recientemente por la fe de los superhéroes en un artículo titulado “¿Es Hulk cristiano?

Greg Garrett, profesor de la Universidad Baylor en Texas, es un escritor interesado en descubrir profundamente lo que hay de fondo en estas historias, como él mismo dice en el prólogo, quiere hacer una “lectura filosófica, que significa que vamos a estudiar los cómics para adquirir una sabiduría que nos enseñe a vivir” (pág. 10), y esto desde el punto de vista cristiano, pero dialogante con otras tradiciones religiosas, e incluso con la increencia, desde un respeto máximo.

Las páginas del libro van abordando los temas principales de un posible tratado teológico preocupado por la moral y la ética especialmente, ya que, como afirma nuestro autor: “Superman, Spiderman y el Capitán América nos enseñaron muchas cosas sobre la forma en la que se suponía que teníamos que vivir” (pág. 170).

Los temas que se abordan parten de la experiencia de los superhéroes, de su lucha por hacer lo correcto y por los problemas que se deben salvar derivados de esa conducta recta. Y esto se relaciona magistralmente con los aspectos teológicos: la influencia de la religión en la cultura, Jesucristo como fuente inspiradora de los superhéroes y su capacidad de entrega, la responsabilidad que se asocia al poder, la verdad y la justicia, el problema del mal, el lado oscuro que todos llevamos dentro, el Apocalipsis, el Holocausto y el fin de la violencia a través del amor, el perdón y la paz. Sorprende la profundidad de la narración a la par que la forma de abordar los temas abriendo nuevos horizontes de entendimiento e invitando a ir más allá de lo que aparece.

Se redondea la obra con una conclusión en la que se proponen y explican 3 lecciones básicas que nos aportan los superhéroes:

  • Necesitamos héroes. Creemos en los salvadores.
  • Creemos que el mal existe. Y a veces, cuando este mal llama a nuestra puerta, entendemos que debe ser derrotado.
  • Todos tenemos la responsabilidad de actuar para mejorar las cosas.

Sin duda, planteamientos que pueden ayudar a encontrar posibilidades para trabajar el cine de superhéroes en la clase de Religión, pues coincide con muchos aspectos del currículum en todos los cursos.

Los superhéroes, comparados con los santos modernos (“en realidad, las vidas de los santos son en sí mismas relatos de superhéroes: gracias a su fe los santos realizaban proezas sobrehumanas tanto física como espiritualmente, auténticos milagros” [pág. 10]), lejos de restar responsabilidad a los humanos en el desarrollo de la vida y la búsqueda de una paz integradora, lanzan la pelota de la responsabilidad moral a nuestro tejado:

“Como ya hemos dicho, quizás no podamos volar, doblar barras de hierro o cambiar el curso de grandes ríos. Pero podemos cambiarnos a nosotros mismos: podemos convertirnos en personas de paz, amor y compasión. Podemos hacer lo correcto en vez de lo oportuno. Podemos cuestionar el modo en el que siempre se han hecho las cosas. […] Esto requerirá valentía. Requerirá sabiduría. […] Y la mayoría de nosotros no tenemos una capa colgada en nuestro armario. Pero ¿desde cuándo los héroes se retiran de una batalla que merece la pena entablar? Os veo en primera línea del campo de batalla” (pág. 183).

 

Lo mejor

  • La edición es manejable, letra con tamaño cómodo y precio asequible.
  • Un lenguaje claro, directo y sencillo sin dejar de ser profundo.
  • Un análisis muy documentado de la relación de lo religioso con las vidas de los superhéroes.
  • Un conocimiento profundo de la fe cristiana y de los superhéroes.
  • Muchas frases e ideas relevantes para interiorizar, pensar y lanzarse a la acción.
  • Uso pastoral muy adecuado para acercarse a las películas que se estrenan sobre superhéroes en estos días, más allá del envoltorio comercial y con una acertada visión creyente. Útil para trabajar en grupos de adolescentes y jóvenes.
  • Un buen apéndice de obras para leer con temas sugeridos para tratar en las clases de Religión.

Lo peor

  • Una constante repetición y referencia al estilo de vida de los EE. UU., que si bien es crítico, no por ello deja de copar las páginas del libro haciéndose un poco pesado en algunos capítulos.
  • Hay que conocer algo de las historias de los superhéroes para sacarle auténtico partido.

 

Propuesta didáctica

Se proponen unas frases entresacadas del libro para entregar a cada alumno con el fin de que traten de relacionarlo con la Religión Católica, buscando evidencias de sentido en sus afirmaciones.

  • Los relatos que nos emocionan son los que más necesitamos oír para vivir en plenitud (pág. 11).
  • Como mínimo, los héroes del cómic se han convertido en parte de nuestra mitología (pág. 23).
  • Como sucede con todos los relatos, en los cómics hay elementos que pueden cambiar nuestras vidas, reconocimientos que pueden transformar nuestras conciencias y una oscuridad que puede marchitar nuestras almas (pág. 27).
  • Cualquier historia de héroes nos muestra el bien de que somos capaces (pág. 29).
  • Un héroe o heroína es alguien que consagra su vida a algo más grande que a sí mismo o a sí misma (pág. 33).
  • Lo demoníaco es cualquier función natural que tenga el poder de apoderarse de toda la persona (pág. 125).
  • Podemos ser mejores y debemos serlo (pág. 163).

Podemos trabajar también con esta propuesta didáctica para mejorar las emociones en Primaria:

Jesús M. Gallardo Nieto

Profesor de Religión Católica